Cómo tratar a tu equipo de trabajo de diferentes edades



Si trabajas en una gran empresa o corporativo es más probable que te encuentres con una gran brecha generacional donde tienes colegas o empleados de edades muy variadas, mejor conocido como una fuerza de trabajo multigeneracional.

Para lograr un buen funcionamiento y mejorar la productividad es muy importante estar al tanto de las necesidades de las diferentes generaciones, porque al conocer mejor al capital humano se crea una mejor compañía. A continuación te daremos una serie de estrategias para lidiar con este escenario:

Capacita a la gerencia

Los gerentes y encargados deben estar al tanto de las diferentes formas de trabajar entre las distintas generaciones. Una buena gestión debe ser capaz de reconocer y adaptarse a estos diferentes estilos de empleados.



Facilita orientación y convivencia entre  los diferentes grupos generacionales

La interacción intergeneracional es sumamente importante y auxilia a la construcción de relaciones, por lo que mejora el ambiente laboral. Los empleados más jóvenes se pueden beneficiar de la experiencia y sabiduría que los trabajadores con mayor antigüedad en la empresa han ido construyendo. Mientras que estos últimos se podrán contagiar de un punto de vista fresco y de la energía de los jóvenes.

Ofrece opciones en telecommuting y de trabajo off-site

Si tu fuerza laboral ha probado que pueden tener listo el trabajo con el mínimo de supervisión, hacer home office o tener un horario flexible de acuerdo a sus necesidades y tiempos de trabajo son gratificaciones sumamente atractivas para diferentes estilos. De esta forma los empleados trabajan por objetivos y no por horas que cumplir sentados en un escritorio. Está comprobado que estas opciones crean empleados felices y los empleados felices son los mejores.

Permite que todos sean parte del proceso de la toma de decisiones

Los empleados felices son aquellos que se sienten en un ambiente de colaboración. Puedes fomentar su participación por medio de encuestas, mesas de trabajo y sesiones de retroalimentación cuando se va a tomar una decisión importante. Tener una comunicación abierta es crucial para el éxito de una empresa y es importante tener el punto de vista de las diferentes generaciones.

Haz reuniones eficientes

Hacer reuniones regulares puede ser bueno para la rutina, pero debes asegurarte de tener un objetivo específico. Organiza bien la agenda y asegúrate que la presencia de los empleados es realmente necesaria y evita que pierdan el tiempo, sobre todo si tienen fechas límite o muchos pendientes.



Asegúrate que los empleados reciban reconocimiento

Una simple demostración que alimente el  ego puede hacer mucho y es importante para todos, sin importar la edad, en especial para los más nuevos. Un “¡buen trabajo!” puede fomentar la productividad e incentivar a cualquiera. No dejes de reconocer cuando alguien lo está haciendo bien para hacerlos sentir apreciados y motivados.

Ofrece una gran variedad de formas de comunicación

Ya sea que se comuniquen por teléfono, correo electrónico o intranet, es importante que ofrezcas otro tipo de opciones para mantenerse en contacto como mensajes de texto o WhatsApp para que elijan con cuál se sienten más cómodos y cuál consideran más efectiva. Si es administrado correctamente pueden fomentar el trabajo en equipo.

Un buen líder es aquel que conoce a su fuerza de trabajo y sabe reconocer lo mejor de cada uno para así guiarlos por el mejor camino encontrando un equilibrio entre productividad y un ambiente laboral favorable. Así que si cuentas con una equipo de trabajo de diferentes generaciones es importante que sigas estas recomendaciones y encuentres otras soluciones para tratarlos y guiarlos.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *