Plan de financiación para tu Startup



Si la financiación produce más de un quebradero de cabeza tanto a empresas grandes como a pymes, el problema es todavía mayor para los negocios o Startups que buscan financiación cuando todavía no han validado su modelo de negocio (recordemos que una Startup no es más que un proyecto o idea que busca un modelo de negocio viable, factible y escalable).

Si tienes una idea en mente o estás en la etapa inicial de tu Startup, probablemente estés todavía descubriendo quiénes pueden ser tus clientes y quizás, con un poco de suerte, hayas comenzado a tener tus primeros clientes y te encuentres en la fase de validación de tu modelo de negocio inicial.

Pero para crecer, vas a necesitar recursos financieros, y te guste o no, te va a tocar aprender finanzas, y saber a qué instituciones o inversores puedes acudir, y cuáles son los instrumentos o vehículos financieros más adecuados para la financiación. Para conseguirlos vas a necesitar elaborar un buen plan de financiación.



¿Qué es un plan de financiación?

Es una previsión futura de los resultados de tu empresa para los próximos años, que se realiza con el objetivo de determinar las necesidades futuras de financiación y las medidas más oportunas para mejorar su funcionamiento.

El plan de financiación forma parte del plan de negocio y es un requisito por parte de cualquier inversor profesionalizado o institución pública o privada para financiar tu actividad empresarial. El plan de financiación implica conocer distintas áreas de la contabilidad, análisis financiero y gestión de inversiones:

 

  • Contabilidad financiera: sirve para determinar el valor de la empresa a partir de la información relativa al balance (activos, pasivos y patrimonio propio) y la cuenta de resultados (ingresos, gastos , beneficio).
  • Contabilidad de gestión: sirve para conocer cómo se gestionan los recursos de la empresa (ingresos, gastos, tesorería).
  • Análisis de cuentas: a través de ratios el inversor puede determinar las fortalezas o debilidades de la gestión de la empresa.
  • Planificación: incluye áreas como la presupuestación y estrategia de financiación de la empresa.
  • Inversión: a partir de toda la información anterior, un inversor puede determinar la conveniencia de invertir o no en tu negocio.
  • Financiación: las entidades públicas, privadas o inversores, pueden decidir con criterio en base a la información anterior si tu proyecto es financiable o no.

El plan de financiación nos sirve para determinar:

  • Cómo se va a obtener el dinero (recursos propios o pasivo).
  • Cómo se va a emplear (presupuesto).
  • Cómo se va a recuperar esa inversión o financiación (calendario de hitos, estimación y fuentes de ingresos futuros).

 



Cómo puedes obtener dinero: ¿recursos propios o pasivo?

Básicamente puedes obtener dinero financiándote de dos maneras:

  • Vendiendo un trozo de tu idea o empresa: esta suele ser la opción preferida de inversores como business angels y fondos de inversión capital riesgo. Esto se conoce como financiación con recursos propios.
  • Endeudándote: a través de préstamos o créditos mediante los cuales alguien te presta dinero que deberás devolver con unos intereses futuros. Esto es lo que se conoce como financiación con instrumentos de pasivo.

Existe además una tercera vía de financiación, que es un híbrido entre las dos anteriores, y que consiste en endeudarse y saldar la deuda o bien con dinero, o bien con acciones de tu empresa. Esto se hace a través de los conocidos como préstamos convertibles y son lo que se conoce en finanzas como instrumentos financieros de deuda híbridos. Estos instrumentos se han vuelto tremendamente populares en el mundo de las Startups.

¿Qué opción te conviene más?

Depende del horizonte de la inversión y de lo que pienses que puedes tardar en recuperar el dinero que te han prestado. Cada una tiene sus ventajas e inconvenientes:

  • Financiación con recursos propios: esta financiación no implica devolver una cantidad de dinero inicial, sino que reparte el control de la empresa entre sus socios, y por tanto si la empresa no sale adelante, es el inversor pierde su dinero, no el emprendedor. A cambio, si la idea sale adelante, el socio inversor gana dinero mediante la venta de participaciones o plusvalías (beneficios) derivados de la actividad comercial de la empresa.
  • Financiación con endeudamiento: es ideal cuando la Startup ha empezado a rodar y existe capacidad de generar ingresos recurrentes que puedan pagar al menos, una parte de la deuda.

Normalmente en etapas iniciales de un proyecto, los inversores privados suelen invertir a través de recursos propios, mientras que organismos públicos o privados como bancos o cajas de ahorros suelen conceder préstamos en condiciones favorables para el emprendedor.

 

Cómo vas a emplear el dinero: la importancia del presupuesto

Una vez hayas pensado de qué maneras puedes financiarte, debes elaborar un presupuesto, que detalle mes a mes, cómo vas a invertir ese dinero y cómo prevees recuperarlo. Aquí entramos en el campo de la contabilidad de gestión, que sirve para distinguir y clasificar las partidas de gastos y amortizaciones de tu Startup, y en el campo de la presupuestación y control de gestión, con el que estimarás los ingresos futuros de tu Startup o empresa a lo largo de un periodo de tiempo determinado y harás un seguimiento de los mismos para controlar las desviaciones que se van produciendo con respecto al presupuesto.

Como elaborar el presupuesto para tu plan de financiación

La elaboración del presupuesto se realiza en varios pasos: primero se parte del presupuesto de ventas, y a partir de ahí se estiman los presupuestos de gastos operativos, desarrollo de producto, desarrollo de negocio, comercialización y plan de tesorería.

Presupuesto de ventas

El presupuesto de ventas se realiza a partir del plan de marketing, en el que se incluyen la previsión de ventas y estrategias de marketing.

El problema en las etapas iniciales del presupuesto de ventas en las Startups, es que no tienes datos históricos de tu Startup, o son muy escasos, por lo que siempre vas a partir de suposiciones como estudios de mercado o datos procedentes de competidores o de herramientas como Google Adwords, Alexa o redes sociales.

La incertidumbre en el presupuesto de ventas viene determinada por:

  • La calidad de los datos de mercado: lo precisos que sean al estimar el tamaño de mercado objetivo.
  • Factores relativos al propio negocio online: diseño de la página, medios de pago, modelo de negocio influyen directamente en el volumen de ventas.
  • La Estrategia de Marketing Online: que determina las vías del crecimiento de tu empresa a futuro. Tu estrategia puede incluir posicionamiento orgánico en buscadores (SEO), difusión a través de redes sociales (SEM), marketing viral, o publicidad de pago (CPM, CPC, Leads…)

La fiabilidad de esos datos depende de lo maduro que esté el proyecto, el modelo de negocio y si ya has conseguido o no tus primeros clientes. En mi post sobre cómo montar una tienda online: estudio de mercado, puedes hacerte una idea de cómo obtener datos y cuantificar con cierto sentido el tamaño de tu mercado objetivo para un negocio de comercio electrónico.

 ¿Cómo aumentar la fiabilidad del presupuesto de ventas si no tienes datos históricos?

Aplicando la filosofía “Lean Startup”, tratando de conseguir los primeros clientes o usuarios en cuanto tengas desarrollado un producto mínimo viable o prototipo de tu Startup. Datos reales que confirmen lo que dicen estudios de mercados o datos obtenidos a partir de herramientas incrementará la credibilidad de tu presupuesto de ventas y tus opciones de conseguir financiación.

Tus futuros inversores no quieren que les cuentes la idea, quieren que se la enseñes. Enseña resultados y tus posibilidades de obtener financiación aumentarán considerablemente.

Presupuesto de gastos

Una vez determinado el potencial volumen de ventas de productos o servicios de tu Startup, y por tanto el potencial de ingresos, lo siguiente es desglosar el presupuesto de gastos.

Por simplificar, consideraré el presupuesto de gastos de una Startup tecnológica incluye conceptos como:

  • Desarrollo de producto: gastos derivados de programación, diseño web, community management, etc.
  • Marketing: gastos derivados del posicionamiento de marca, producto, o comercialización.
  • Desarrollo de negocio:gastos derivados de la expansión del negocio (apertura de oficinas, estudios de mercado, diseño de nuevos prototipos, I+D+i…).
  • Gastos operaciones: alquiler de oficinas, hosting, logística, gestión, mano de obra, etc.

Si tu Startup se mueve dentro del ámbito del comercio electrónico, estos gastos incluirán además los gastos de inventario, logística y medios de pago de tu tienda online. El comercio electrónico es un sector muy especial dentro de los negocios por Internet, ya que el hecho de tratar con un inventario físico hace que la contabilidad y presupuestación se haga un poco más compleja y sea similar a la de sectores más tradicionales.

Como ventaja, la presupuestación de ventas de un comercio electrónico es más fiable que la de otros negocios en Internet, ya que sí se suele contar con datos fiables de tamaños de mercado y venta de productos, por lo que la incertidumbre se reduce más a aspectos del propio comercio electrónico y la estrategia de marketing online.

Cómo se va a recuperar la inversión: Plan de tesorería de inversiones

Otro aspecto crítico en la elaboración del plan de financiación es el plan de tesorería, que hace referencia a cómo se va a gestionar el flujo de caja real de la empresa en los primeros años de vida.

El plan de tesorería es clave para evaluar cómo se va a recuperar la inversión (en plazo y cuantías), y cuál es el riesgo de liquidez de la empresa, es decir, el riesgo de que la empresa pudiese quedarse sin capital disponible para seguir con su actividad.

El plan de tesorería se realiza a partir de la cuenta de resultados previsional elaborada en apartados anteriores a la que se añaden los ingresos y gastos financieros derivados de ampliaciones de capital y obtención de préstamos en el caso de los ingresos y del pago de dividendos e intereses de préstamos en el caso de gastos.

 

Posibles fuentes de financiación para emprendedores

Una vez elaborado tu plan de financiación, puedes acudir tanto a inversores privados como a entidades públicas. En España las opciones más conocidas son:

  • Asociación Española de Business Angels: agrupa a los principales fondos y family offices que invierten en etapas semilla de proyectos. Ideal si buscas financiarte a través de ampliaciones de capital.
  • Enisa: entidad pública asociada al Gobierno de España que concede préstamos en condiciones favorables para empresas innovadoras. Ideal si prefieres financiarte a través de préstamos a largo plazo.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *