¿Qué es la Cuenta Corriente?



Se le llama cuenta corriente a un contrato firmado entre una persona o empresa y un banco. Sirve para depositar dinero y mantener un control de las finanzas y movimientos de dinero.

Para utilizar o girar este dinero, hay múltiples opciones. Es posible emitir cheques, hacer giros en el cajero automático mediante una tarjeta electrónica que también puede ser de débito. A su vez, ésta sirve para hacer pagos en distintos servicios comerciales, sin tener que manejar altas sumas de dinero en efectivo.

La cuenta corriente permite realizar operaciones electrónicas, ya sea con el pago automático de cuentas de servicios, como gas, luz, teléfono, etc., o pagando y girando dinero hacia otras cuentas del mismo u otros bancos, lo que entrega mayor seguridad, si se siguen todas las recomendaciones básicas de comportamiento en la red, para evitar fraudes.



Este contrato obliga al banco a realizar los pagos cada vez que el cliente realiza una de estas transacciones, siempre que haya dinero en la cuenta o, en su defecto, una cantidad disponible en una línea de crédito asociada.

Esto implica que el cliente debe mantener dinero en su cuenta o pagar la línea de crédito cuando la utilice.

Por otra parte, a cambio de este contrato, el banco debe entregar una chequera, tarjeta de cajero automático que puede ser, a su vez, tarjeta de débito; entregar acceso a un sitio web y a una línea de crédito.

¿Cuáles son las mejores cuentas corrientes?

Cuenta Corriente BCP

Cuenta Corriente Interbank

Cuenta corriente Scotiabank

Cuenta corriente BBVA


¿Existen costos asociados por tener una cuenta corriente?

Sí, autorizadas por ley, las instituciones financieras pueden cobrar comisiones y fijar libremente el monto y oportunidad de cobro, informando anticipadamente a los clientes en cada ocasión sobre todo cuando se establecen comisiones o se aumentan las ya existentes. Con esta información, el cliente decidirá si continúa utilizando los servicios de esa entidad bajo las nuevas condiciones o se cambia.

Además, hay costos asociados a su mantención y uso. Por lo general, su valor depende del saldo promedio que se mantenga en la cuenta.



También se cargan en la cuenta corriente comisiones por la contratación de otros productos, como la tarjeta de débito y línea de crédito (por apertura y renovación). Es común que un cliente contrate un seguro de desgravamen paraesta línea.

Finalmente, el banco puede cobrar por los servicios de Tarjetas adicionales, envío de talonarios de cheques a domicilio, copias de cheques, entre otros.

Línea de crédito

Cuando un cliente abre una cuenta corriente con un banco, éste le entrega un monto de dinero para que utilice cuando no tiene fondos en su cuenta. Por ello, la línea de crédito es un crédito permanente al que se puede acceder en cualquier momento, pero debe ser cubierto en los plazos que se indiquen en el contrato entre el cliente y la entidad financiera.

Por ejemplo, si se cobra un cheque emitido por el titular y no hay fondos en la cuenta corriente, el banco sacará el dinero de la línea de crédito, para evitar el protesto del documento cobrado.

En ese sentido, tener una línea de crédito permite contar con un respaldo financiero frente a necesidades o gastos imprevistos.


¿Hay algún cobro asociado por el dinero utilizado de la línea de crédito?

Sí, por cada monto utilizado hay que pagar intereses diarios. Dependiendo del caso, por su uso y por seguros asociados(como seguro de desgravamen) también se pueden generar comisiones.

Asimismo, tener línea de crédito no es gratuito. El banco establece una comisión por la contratación de este producto, que es cobrada a través de la cuenta corriente. También es común que un cliente contrate un seguro de desgravamen por la línea.


¿La línea de crédito se paga automáticamente al depositar dinero en la cuenta corriente?

No, es necesario pagarla manualmente para evitar que se sigan generando intereses. Es aconsejable pagarla lo antes posible, para evitar intereses innecesarios.


Tipos de pago electrónico

Las empresas relacionadas a estos pagos son comúnmente las de servicios, tales como agua, luz, gas, telecomunicaciones y autopistas. También es posible pagar impuestos, aranceles de universidades, seguros, alarmas, entre otros compromisos adquiridos por el cliente.

PAC: a través del Pago Automático de Cuentas, el titular de una cuenta corriente suscribe un mandato por el cual acepta pagar el arancel anual bajo un descuento automático de su cuenta.
PAT: a través del Pago Automático de Tarjeta de Crédito, el titular de una tarjeta de crédito suscribe un mandato por con el cual acepta pagar el arancel anual bajo un cargo mensual a su tarjeta.
PEC: a diferencia de los dos anteriores, el Pago Electrónico de Cuentas no se carga automáticamente, sino que la persona cancela las cuentas de servicios a través de la web del banco y su cuenta corriente en el momento que lo estime conveniente.


Cuidado con el sobregiro

Cuando una persona realiza giros sin que existan fondos disponibles en la cuenta se habla de un sobregiro, el que pasa a ser un crédito que el banco entrega al cliente.

Existen sobregiros pactados, que es una modalidad de crédito establecida con anterioridad entre el banco y el cliente. Los que son sin pacto previo pueden deberse a una contingencia u operación especial, en cuyo caso el titular no tiene un derecho contractual para sobregirar la cuenta, sino que se aplica la voluntad y políticas del banco.
Por ejemplo, al girar un cheque sin fondos en la cuenta corriente, el banco puede pagar el cheque por el sobregiro pactado que representa la línea de crédito. En tanto, si no hay saldo, ni en la cuenta ni en la línea de crédito o no existe una, el banco puede optar por pagar el cheque, autorizando el sobregiro no pactado, o protestar el cheque.


Apertura de una cuenta corriente

Para abrir una cuenta corriente, debe existir el mutuo acuerdo de las partes. Según la normativa de la Superintendencia de Bancos e Instituciones Financieras (SBIF), las entidades bancarias deben solicitar estos requisitos:

Personas naturales:

Acreditación de la identidad (Documento de identidad -DNI).

Fotografía reciente en tamaño carné o pasaporte.

Impresión digital del pulgar derecho en la ficha personal que mantiene el banco.

Informes bancarios actualizados del interesado.

Registro en el banco de la firma que será utilizada para girar cheques.

Entrega de antecedentes relativos a la actividad y solvencia (ingresos, bienes, deudas) que el banco estime necesarios.

Registro de un domicilio en el país y comunicar cualquier cambio de éste.

Suscripción con el interesado de un documento que contenga las condiciones generales relativas a la cuenta corriente que se abre.

Personas jurídicas (empresas, organizaciones):

Debe verificarse que la sociedad esté legalmente constituida y que sus representantes estén debidamente facultados.

Los requisitos mencionados en las números 1), 2), 3), 4) y 5) referidos a Personas Naturales se cumplirán respecto de los representantes legales que procedan a abrir la cuenta corriente a nombre de ella, y los indicados en las letras 1), en lo que se refiere al Rol Único Tributario, 6), 7) y 8) respecto de la sociedad misma, sin perjuicio de los mayores requisitos que el banco estime necesario establecer.

Para el registro de los demás apoderados, se exigirá obligatoriamente el requisito señalado en el número 5) y la acreditación de que están legalmente facultados para girar sobre la cuenta corriente.

Cierre de una Cuenta corriente

En caso de querer cerrar una cuenta corriente, ésta puede ser por decisión unilateral de cualquiera de ambas partes y en cualquier momento.

Si es el titular el que desea cerrar la cuenta, es recomendable que lo haga en forma escrita, preferentemente en la sucursal donde abrió la cuenta, y que conserve una copia timbrada por el banco hasta que termine el proceso de cierre.
El banco cuenta con dos días hábiles, los que serán contados desde la presentación de la solicitud, para efectuar el cierre del producto, sin que sea un impedimento que el titular mantenga deudas con la entidad.
Pese a ello, antes de comunicar la decisión de cierre al banco, es conveniente que el cliente verifique que no existan cheques cuyo cobro esté pendiente o, de lo contrario, debe entregar los fondos suficientes para su cancelación, así como dejar sin efecto los pagos automáticos con cargo a la cuenta corriente bancaria que hubiere contratado.


Transferencias bancarias

Es un sistema que permite transferir fondos entre las distintas cuentas de una misma institución y también a terceros sin la necesidad de transportar físicamente el dinero.
Para realizar una se deben tener los datos de la persona a la que se le transferirá el dinero, es decir, el nombre del banco, el nombre completo de la persona, su número de cuenta corriente o cuenta vista, su DNI y su cuenta de correo electrónico, para que el banco envíe un aviso sobre la transferencia de fondos de manera automática.
Es necesario tener la información correcta del destinatario, sobre todo el número de cuenta, ya que las transferencias no se pueden revocar ni recuperar el dinero.
Se recomienda no transferir dinero a alguien que envía e-mails ofreciendo un cheque o cualquier otra solicitud, ya que lo más probable es que se trate de una estafa por internet.

Consejos útiles

Al tener una cuenta corriente, el empleador puede depositar el sueldo de una persona en ella, lo que entrega mayor seguridad y permite disponer del dinero en forma rápida.

Para que el empleador deposite el sueldo de un trabajador en su cuenta corriente, no hay que realizar trámites engorrosos ni con mucho papeleo, sino que es un paso muy sencillo. Por lo general, el cliente sólo debe llenar un formulario que será entregado al empleador.

La cuenta corriente permite comprar a través de la tarjeta de débito en una gran cantidad de comercios, ya sea en establecimientos o por internet.

Por lo general, las comisiones de mantención de la cuenta se cobranautomáticamente en la cuenta, durante los primeros 5 días del mes. Este cobro corresponde al pago por la mantención de la cuenta del mes anterior.

Los bancos establecen medidas de seguridad para el uso de la banca por internet, las que se deben seguir para proteger el dinero de la cuenta corriente ante la posibilidad de estafas que abundan en internet, también conocidas como phishing.
Algunas medidas de seguridad son no compartir las claves de acceso, usar los dispositivos de generación de claves que proveen los bancos, además de conectarse en computadores ubicados en lugares seguros, como la oficina o la casa, evitando los cabinas telefónica para realizar operaciones electrónicas bancarias.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *