¿Qué son las Cuentas de Ahorro?



Las cuentas de depósito son popularmente conocidas como cuentas de ahorro. Sirven para que el titular realice depósitos y giros directamente en las sucursales del banco mediante la ventanilla o, si lo prefiere, a través de los medios electrónicos, como tarjetas de débito. Por ende, también puede recurrir a los cajeros electrónicos. En su mayoría, permiten realizar transferencias electrónicas.

A diferencia de las cuentas corrientes, son un sistema de administración de dinero que no está asociado a ningún tipo de crédito. Sin embargo, el cliente voluntariamente puede solicitar la contratación de alguno.
Son en moneda nacional y no devengan reajustes.
Pueden ser uni o pluripersonales y a nombre de personas naturales o jurídicas.
El titular las opera mediante una tarjeta plástica donde aparece su identificación, permitiendo efectuar la mayoría de las operaciones asociadas a la cuenta.

Apertura de una Cuentas de Ahorro

Con un depósito inicial, cualquier persona natural o jurídica puede abrir una cuenta de ahorro en el banco. También es necesario firmar un contrato de apertura, que será firmado por el representante legal en caso de tratarse de una persona jurídica.



Ahora tambien puedes aperturar una cuenta de ahorros por internet.

¿Cuáles son las mejores cuentas corrientes?

Cuenta de ahorro BCP

Cuenta de ahorros Interbank

Cuenta de ahorros Scotiabank

Cuenta de ahorros BBVA

Cierre de una Cuentas de Ahorro

Pueden cerrarse por decisión unilateral del titular o el banco en cualquier momento.

Para hacerlo, se recomienda ir a la sucursal donde se abrió la cuenta y comunicar de manera escrita la intención de cerrarla. El banco debe entregar una copia timbrada del documento, que el cliente tiene que conservar hasta el término del proceso.

Si el cliente tiene contratados pagos automáticos con cargo a la cuenta, es aconsejable que les ponga término con anticipación para evitar que alguna cuenta quede sin pago.



Si es el banco el que desea cerrar la cuenta, tiene que avisar al titular, señalando si existen saldos a favor del titular que deba retirar.
¿Se debe pagar por tener una cuenta de ahorro?

Hay un cobro asociado a la comisión de mantención o administración mensual, que se descuenta del monto depositado en la cuenta. Cuando la cuenta no dispone de dinero suficiente, el banco puede cobrarlo en otro momento, cuando exista el monto necesario.

También el banco puede descontar todos los pagos automáticos que se pacten, así como los saldos adeudados del banco, incluyendo el saldo moroso que se tenga en otro producto de la misma entidad.

Estos acuerdos deben quedar estipulados en el contrato de apertura del producto, por lo que es muy recomendable leer y entender los compromisos que se asumen.
¿Se obtienen intereses con el dinero depositado en una cuenta de ahorro?

No, pero es posible pactar con el banco un tipo de cuenta que pague intereses, los que por lo general se cancelan sobre los saldos promedios mensuales disponibles.

Las cuentas de ahorro son en moneda nacional y tampoco devengan reajustes. En el caso de que se pacte con el banco de manera excepcional en moneda extranjera, no devengan, es decir, no entregan, intereses ni reajustes.

Consejos útiles

Revisar mensualmente el formulario, impreso o digitalmente, para tener claridad de los gastos e ingresos efectuados.

Los extraños no deberían tener acceso a las claves de las cuentas ni de las tarjetas. Sólo así es posible proteger la información privada que allí se maneja.

Es necesario informarse siempre de los costos de administración de las cuentas.

Es recomendable utilizar la línea de crédito de las cuentas corrientes sólo en casos de emergencia.

Si se utiliza la línea de crédito por alguna emergencia, es aconsejable pagarla lo antes posible, para evitar intereses innecesarios.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *